"A la gente le apasiona correr. Les apasiona por motivos muy diversos: forma física, equilibrio mental, concentración, evasión, camaradería, soledad, entre muchos otros. De hecho, incluso la gente que odia correr lo hace encantada, porque saben que eso les convierte en mejores atletas.
Mola, aunque eso sólo explica parte de la historia. También está la otra cara. Aquello para lo que viven.
Puede ser su trabajo. Su familia. Su afición. Su cultura. Sea lo que sea, es lo que les transforma en quienes realmente son. Aquello sin lo que no podrían vivir.
Llámalo el yin y el yang, amor y odio, alfa y omega, bautízalo como quieras, porque en cualquier caso no te sorprenderá descubrir que estas cosas se entrelazan con la vida, dependen una de otra y se alimentan mutuamente. Esta tensión es lo que nos motiva. Lo que nos mantiene vivos y nos hace interesantes.
Sigue corriendo."

MARCAS

OTRAS MARCAS